sábado, 14 de diciembre de 2013

Ne me quitte pas-(Jacques Brel)

El poder de la música traspasa nuestra alma y extrae de nosotros los pesares y sentimientos ocultos que procuramos que pasen inadvertidos a los ojos de nuestros prójimos pero que están ahí, latentes,  los llevamos dentro y afloran con violencia al escuchar temas como este cantado con el sentimiento del eterno Jacques Brel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada